Comparte esta noticia

 

Agentes de la Policía Nacional han llevado a cabo un dispositivo policial en Vélez-Málaga que ha culminado con el arrestado a un hombre como presunto autor de, al menos, trece robos en interior de vehículos. El detenido, tras fracturar el cristal de los coches, sustraía los efectos que encontraba en su interior, principalmente herramientas. La autoridad judicial ha decretado su ingreso en prisión.

La investigación se inició con la interposición de diversas denuncias, presentadas por parte de las personas perjudicadas, en las que informaban del robo en el interior de sus vehículos. Todas las sustracciones tuvieron lugar desde principios del presente año, en una zona geográfica determinada, y durante una misma franja horaria. El presunto autor fracturaba el cristal de los coches para sustraer, mayormente, las herramientas que encontraba en su interior.

Las pesquisas realizadas por los agentes de la Comisaría Local de Vélez-Málaga revelaron que, el autor de los hechos repetía su “modus operandi”, aprovechando una franja horaria en la que no había demasiados peatones por la vía pública.

Portaba una cartera con documentación que acababa de sustraer
Tras establecer un amplio dispositivo policial, los agentes consiguieron cercar al autor de los hechos, siendo detenido el pasado día 15 de madrugada. En el momento de su arresto, este hombre portaba numerosos efectos –algunos de procedencia ilícita- tales como, cuatro armas blancas, cuatros destornilladores, una llave fija, una linterna, unos guantes, una tijera de podar y una cartera con documentación ajena al investigado. Al realizar las oportunas gestiones los investigadores localizaron al propietario de la documentación que habría sido sustraída, esa misma noche, en el interior de un vehículo.

Posteriormente, en el registro efectuado en la vivienda los investigadores localizan efectos que lo relacionan directamente con las sustracciones denunciadas.

Los investigadores le imputan, hasta la fecha, 13 robos en interior vehículo, continuando con las correspondientes diligencias para determinar si el encartado podría estar relacionado con más hechos similares perpetrados en la localidad.

El detenido, que contaba con un amplio número de detenciones anteriores, ya ha sido puesto a disposición de la autoridad judicial competente, junto con las diligencias instruidas a tal efecto, que ha ordenado su ingreso en prisión.