Comparte esta noticia

 

María José, la madre del joven asesinado en la puerta de la discoteca Akari de la capital, en el entorno la carretera de Cádiz, manda un mensaje a los amigos de José Carlos:  «Pido a sus amigos que respeten a mi hijo José Carlos y a mí como madre: las represalias no sirven de nada»

 

María José, pide que dejen trabajar a la Policía  y a la justicia: «Sólo quiero que les caigan los años que marque la ley; para mí siempre serán pocos».