Comparte esta noticia

 

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la localidad de Algete (Madrid) a un hombre, de 39 años de edad y nacionalidad española, por un presunto delito de acceso ilegal informático, descubrimiento y revelación de secretos y daños informáticos. El arrestado resultó ser un antiguo empleado que, habría accedido de forma remota a la plataforma de gestión de la mercantil, ordenando el borrado de 600 dispositivos –tablets- y de unas 30.000 notificaciones y produciendo un perjuicio económico que alcanzaría los 47.000 euros. Los hechos se habrían producido a raíz de su destitución, siendo los deseos de venganza la motivación.

El Grupo de Ciberdelincuencia de la Comisaría Provincial de Málaga inició, el pasado mes de septiembre, una investigación a raíz de la denuncia presentada por el representante de una empresa que había sido víctima de un ataque informático. Esta mercantil, con ámbito de actuación nacional, se dedica a la gestión, distribución –paquetería y mensajería-, digitalización y archivo de documentos de organismos públicos, empresas privadas y otras, siendo una de sus funciones el reparto y entrega de notificaciones administrativas y certificados.

En el mes de agosto, dicha sociedad habría sido víctima de un acceso ilegal a su plataforma de gestión, borrando (wipeando) 600 dispositivos electrónicos –tablets- y 30.000 notificaciones, con el consiguiente perjuicio económico, tanto para la empresa como para sus clientes.

Una vez analizados y cotejados los accesos, se pudo constatar que, tanto el ataque como el acceso ilegal al sistema habrían sido perpetrados por una persona con conocimientos informáticos avanzados, que actuaba con precisión y cuyo fin era el de ocasionar el mayor perjuicio laboral y económico a la empresa.

Las pesquisas realizadas por los agentes permitieron determinar que, el principal sospechoso era un antiguo empleado de la mercantil que había sido despedido recientemente y cuya motivación sería la venganza.

Finalmente, los agentes encargados de la investigación procedieron a su detención, tras ser localizado en la localidad de Algete (Madrid). Allí se procedió al registro de su domicilio, donde se intervinieron efectos –entre ellos un dispositivo electrónico- con documentación relacionada con la investigacion.

Al arrestado se le imputan delitos de acceso ilegal informático, descubrimiento y revelación de secretos y daños informativos de los que entiende el Juzgado de Instrucción nº 12 de Malaga.

habla con El Caso