Comparte esta noticia

La Policía Nacional ha detenido ayer en Fuengirola a un ciudadano de 39 años y nacionalidad británica al constarle en vigor una Orden Internacional de Detención -OID- dictada por Reino Unido en relación con delitos de tráfico de armas, munición y explosivos.

Cooperación policial internacional

Gracias a la información recibida desde Interpol y fruto de la cooperación policial entre España y Reino Unido se tenía conocimiento de la presencia de un fugitivo británico en la Costa. De este modo, una vez realizadas las pesquisas oportunas, los agentes localizaron y arrestaron en Fuengirola a J.L.D., sobre quien pesaba una Orden Internacional de Detención.

Las autoridades del Reino Unido habrían dispuesto su búsqueda, detención y puesta a disposición judicial. Según recoge la requisitoria, el prófugo formaría parte de una conspiración dedicada a la transferencia de armas prohibidas.

Los agentes relacionaron al prófugo con otras cuatro personas de un mismo entramado a raíz de interceptar un vehículo en Birmingham en agosto de 2017, localizando armas y munición dentro del coche.

Falsedad documental

El prófugo ha sido arrestado, además, por su presunta implicación en un delito de falsedad documental, tras identificarse ante agentes de la Policía Nacional con un pasaporte que no se correspondía con su verdadera identidad.

El detenido ha sido puesto a disposición del Juzgado Central de Instrucción número 3 de la Audiencia Nacional.

 

 

 

 

 

 

habla con El Caso