Comparte esta noticia

Agentes de la Policía Nacional han detenido en el marco de la operación “Vuvucela”, en Málaga, a un hombre de 41 años y nacionalidad marroquí, como presunto responsable de una decena de delitos contra el patrimonio (robo con fuerza, hurto y estafa), infracción a la Ley de Extranjería y un delito contra la administración de justicia. Mayormente se dedicaba a cometer robos en interior de vehículos y hurtos. Además, cuando entre los efectos sustraídos se encontraba alguna tarjeta bancaria de las víctimas, las utilizaba en comercios realizando compras de pequeñas cantidades para evitar que le exigieran la calve pin. En un registro practicado en su domicilio han intervenido prendas de vestir y un patinete eléctrico.

La investigación policial se inició meses atrás a raíz de la recepción de varias denuncias por delitos contra el patrimonio cometidos con el mismo “modus operandi”, siempre eran robos y hurtos en interior de vehículos en los que el presunto autor se hacía con los efectos personales que las víctimas dejaban en el interior de sus coches. Además, en el caso de que entre los efectos sustraídos hubiera una tarjeta de crédito, el investigado se dedicaba a utilizarlas en comercios realizando numerosos cargos por valor inferior a lo establecido por las entidades bancarias para evitar que le solicitasen el número de pin de las tarjetas.

Las pesquisas practicadas han permitido a los policías identificar al presunto autor de al menos una docena de robos cometidos en la capital desde septiembre de 2020 hasta el pasado 17 de agosto. Al investigado, un hombre de 41 años y nacionalidad marroquí, le constan numerosos antecedentes por hechos cometidos con el mismo modus operandi y además tiene en vigor una requisitoria judicial por hechos similares en Marbella.

Una vez fue localizado, los agentes procedieron a su detención como presunto autor de una decena de delitos contra el patrimonio, infracción a la Ley de Extranjería y un delito contra la administración de justicia. En el momento del arresto llevaba unas zapatillas deportivas utilizadas en uno de los robos que se le imputan.

En un registro practicado en su domicilio los agentes han intervenido prendas de ropa que el investigado habría utilizado en alguno de los robos y un patinete eléctrico de dudosa procedencia.

El arrestado y el atestado policial instruido ya han sido puestos a disposición de la autoridad judicial competente que ha ordenado el ingreso en prisión del investigado.

 

 

 

 

 

 

habla con El Caso