Comparte esta noticia

 

Esta mañana médicos del Hospital Regional de Málaga se han concentrado en la entrada del Área de Urgencias de este centro hospitalario para denunciar las continuas agresiones a sanitarios en la provincia, tras el último caso que sufrió un facultativo el pasado día 8 de enero en este hospital.

El Sindicato Médico de Málaga (SMM) ha mostrado su rechazo ante esta lamentable e injustificada situación que se ve incrementada tanto en hospitales como en Atención Primaria y que en ningún caso es culpa ni responsabilidad de los sanitarios las consecuencias y el estado de la sanidad en estos momentos de pandemia.

Asimismo, este sindicato se congratula con la eficaz, rápida y ejemplar respuesta de la Administración de Justicia con respecto al último caso de violencia al condenar a un hombre a cuatro meses de prisión y dos años de alejamiento por amenazar al médico que lo atendía en Urgencias del Hospital Regional de Málaga.

 

 

 

habla con El Caso